‘It’s a risky life!’ Vídeos de divulgación del ICMAT sobre probabilidad e incertidumbre

El Instituto de Ciencias Matemáticas (ICMAT) crea una serie de vídeos para afrontar riesgos de manera matemática.
‘It’s a risky life!’ explica conceptos de probabilidad e incertidumbre a través del canal de YouTube del instituto.

El Instituto de Ciencias Matemáticas (CSIC-ICMAT) ha creado una serie de vídeos de divulgación a través de su canal de Youtube para explicar conceptos de probabilidad e incertidumbre, toma de decisiones en riesgo y sobre el papel de los seguros. El contenido, presentado en un tono divulgativo y divertido, está dirigido a todos los públicos e incluye una serie de retos con un premio final.

It´s a Risky Life! contará con un total de ocho vídeos, de alrededor de dos minutos y se difunden aproximadamente cada mes, con versiones tanto en español como en inglés. Además, al final de cada vídeo se propone un reto relacionado con los malentendidos sobre la percepción del riesgo. Una vez finalizada la serie, el participante que más respuestas acertadas tenga podrá ganar un robot social programable Aisoy.

El proyecto ha sido producido por la unidad de comunicación del ICMAT, junto a la Cátedra AXA en Análisis de Riesgos Adversarios, fruto de una colaboración entre el Consejo Superior de Investigaciones Científicas, el ICMAT y la Fundación General CSIC.

Más información en:
Vídeos y retos:

Campeonato Internacional de Modelado 3D de Precisión con tu Móvil-Tablet

En esta entrada comparto una excelente iniciativa para fomentar las vocaciones científicas entre los jóvenes.

La Universidad de Santiago de Compostela, bajo la financiación de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT), convoca el Campeonato Internacional de Modelado 3D de Precisión con tu Móvil-Tablet: “d3mobile.es Metrology World League”.

El campeonato cuenta con el patrocinio de la UNESCO, que representa el nivel más exclusivo de apoyo de esta Organización y que es otrogado a aquelos proyectos que cuentan con importancia para los programas y objetivos estratégicos de la UNESCO.

La extracción de información métrica 3D precisa y eficaz de nuestro entorno resulta clave para su correcto estudio, y es en este punto donde la fotogrametría se presenta como una opción de gran interés. Mediante este desafío se pretende acercar a los jóvenes los nuevos métodos de medición emergentes, en los que es posible emplear instrumental tan familiar para ellos como su propio móvil-tablet. El Campeonato se desarrollará a través de la Web http://www.d3mobile.es/ .


Aceptación de las bases
El Campeonato
La Inscripción
Pruebas
Desarrollo del Campeonato
Ganadores y premios
Sorteos 

¿Te animas a participar con tus estudiantes?

Programar para aprender sin límites… con 8 años

Un buen ejemplo de alfabetización científica y tecnológica es el caso de este chico. Observa atentamente y disfruta de su charla en TEDxYouth@Valladolid.

Un excelente ejemplo de apropiación de la tecnología. Enhorabuena a Antonio, a su familia y a su colegio.

Antonio con solo 8 años no solo programa para que sus compañeros aprendan lecciones de clase sino que enseña a otros niños mas pequeños aún la magia que es crear con unos cables, un ordenador y mucha imaginación. En su charla, Antonio, comparte como lo hace y sobre todo su visión de la importancia de compartir recursos con todo el mundo para seguir aprendiendo y creando.

Vallisoletano 8 años. Su pasión, la programación. Con ella imagina, crea juegos, historias, animaciones, y aprende divirtiéndose y compartiéndolo con niños de todo el mundo. Pertenece al CJP (Club de Jóvenes Programadores) de la Universidad de Valladolid y participa en el Scratch Day, que en Valladolid se celebra en la Universidad de Informática.

  • Más información sobre programación para jóvenes aplicado al área de Matemáticas, aquí.

Una aproximación al concepto de alfabetización científica

La alfabetización científica debe ser concebida, como un proceso de “investigación orientada” que, superando el reduccionismo conceptual permita a los alumnos participar en la aventura científica de enfrentarse a problemas relevantes y (re)construir los conocimientos científicos, que habitualmente la enseñanza transmite ya elaborados, lo que favorece el aprendizaje más eficiente y significativo (Sabariego y Manzanares, 2006).

El concepto de alfabetización científica, muy aceptado hoy en día, cuenta ya con una tradición que se remonta, al menos, a finales de los años 50 del siglo pasado, pero es sin duda durante la década de los setenta, cuando esa expresión ha adquirido categoría de eslogan amplia y repetidamente utilizado por los investigadores, diseñadores de currículos y profesores de ciencias (Bybee, 1977).

Veamos distintas definiciones/aproximaciones al concepto:

1. Una de las primeras definiciones de alfabetización científica (Shen, 1975), diferencia tres tipos:

  • Práctica: posesión de un tipo de conocimiento científico y tecnológico que puede utilizarse inmediatamente para ayudar a resolver las necesidades básicas de salud y supervivencia.
  • Cívica: incrementa la concienciación al relacionarla con los problemas sociales.
  • Cultural: la ciencia como un producto cultural humano.

2. La NSTA (Nacional Science Teachers Association, 1982) definió una persona alfabetizada científicamente como aquella capaz de comprender que la sociedad controla la ciencia y la tecnología a través de la provisión de recursos, que usa conceptos científicos, destrezas procedimentales y valores en la toma de decisiones diaria, que reconoce las limitaciones así como las utilidades de la ciencia y la tecnología en la mejora del bienestar humano, que conoce los principales conceptos, hipótesis, y teorías de la ciencia y es capaz de usarlos, que diferencia entre evidencia científica y opinión personal, que tiene una rica visión del mundo como consecuencia de la educación científica, y que conoce las fuentes fiables de información científica y tecnológica y usa fuentes en el proceso de toma de decisiones.

3. Para Hodson (1992) considera tres elementos principales en la alfabetización científica:

  • Aprender ciencia, adquiriendo y desarrollando conocimiento teórico y conceptual.
  • Aprender acerca de la ciencia, desarrollando una compresión de la naturaleza y métodos de la ciencia, y una conciencia de las complejas
    relaciones entre ciencia y sociedad.
  • Hacer ciencia, implicándose y desarrollando una experiencia en la investigación científica y la resolución de problemas.

4. Para Kemp (2002) el concepto de alfabetización científica, agrupa tres dimensiones:

  • Conceptual (compresión y conocimientos necesarios). Sus elementos más
    citados son : conceptos de ciencia y relaciones entre ciencia y sociedad.
  • Procedimental (procedimientos, procesos, habilidades y capacidades). Los
    rasgos que mencionan con más frecuencia son : obtención y uso de la información científica, aplicación de la ciencia en la vida cotidiana, utilización de la ciencia al público de manera comprensible.
  • Afectiva (emociones, actitudes, valores y disposición ante la alfabetización científica). Los elementos más rápidos son: aprecio a la ciencia e interés por la ciencia.

En este nuevo espacio en la red intentaremos cubrir los distintos tipos, características, dimensiones,… que ayuden a nuestros estudiantes, y cualquier ciudadano que nos visite a contribuir a aumentar su grado de alfabetización científica y tecnológica, tan importante para ejercer una ciudadanía plena y activa en esta era digital, tan compleja y apasionante, en la que nos ha tocado vivir.

¿Nos acompañas?

Comenzamos…